Nuestros laboratorios

Los laboratorios, equipamientos e instalaciones, donde el Grupo Hidrógeno desarrolla sus investigaciones, se encuentran ubicados en el Campus de Pamplona la Universidad Pública de Navarra y están supervisados por la Dirección de Seguridad Industrial del Gobierno de Navarra.

Laboratorio de Motores Térmicos «Carlos Sopena»

Equipado con una celda de ensayo de motores de combustión interna alternativos que contiene un banco AVL con freno de corrientes parásitas, de 80 kW, dotado de un sistema de alimentación de hidrógeno con sus medidas de seguridad.

La celda está muy instrumentada. La recogida y tratamiento de datos se lleva a cabo con un sistema de adquisición CompactDAQ de National Instruments con recogida de señales analógicas y digitales, con su programación correspondiente en LabVIEW.

La programación de la combustión de hidrógeno y otros gases combustibles se efectúa en una centralita electrónica de competición Motec M400.

Para el análisis de emisiones se dispone de sensores de óxidos de nitrógeno, monóxido de carbono, dióxido de carbono, hidrocarburos y oxígeno ubicados en el escape.

A Carlos Sopena Serna, in memoriam (1951-2009)

Centro de Cálculo Computacional

Este laboratorio está equipado con programas de ingeniería asistida por ordenador: ANSYS, CATIA, SolidWorks, … y AVL. Está ubicado en el Cluster de Computación de la Universidad Pública de Navarra.

Los módulos de software específicos para diseño y simulación de Motores que disponemos, gracias a la cortesía de AVL, son: AVL BOOSTTM, AVL CRUISETM, AVL FIRETM M.

Laboratorio de Producción de Hidrógeno

Equipado con un electrolizador alcalino de 5kW fabricado por la empresa Vandenborre Energy Systems. Dispone de numerosos equipos auxiliares, sensores, medidores y controladores.

En el mismo laboratorio se dispone de un depósito de almacenamiento del hidrógeno producido en el electrolizador, Asimismo, se dispone de un compresor, capaz de elevar la presión del hidrógeno hasta 200 bar para introducirlo a esta presión en botellas de acero de 18 litros que permitan transportar el hidrógeno.

También se dispone de una unidad de fugas controladas de hidrógeno, sensores de detección de hidrógeno en aire, equipos para la combustión de hidrógeno, controladores de caudal, quemadores de hidrógeno, etc.